Archivo de la etiqueta: palanca negra

Los apodos del fútbol africano I

Estándar

En septiembre de 2011, MISOSOAFRICA comienza sus publicaciones con un texto de nuestro colaborador angoleño Custódio Fernando, relativo a la Palanca Negra Gigante. En esa ocasión, vimos como este antílope, natural de Malanje, era un símbolo nacional, pasando a ser también símbolo de la fuerza de la selección de fútbol de este país.

En las entregas que el periodista Francisco Jaúregui (Buenos Aires) hace al portal GUINGUINBALI, se explicará el porqué de los apodos a los distintos equipos de fútbol africanos. Los invitamos entonces a conocer un poco más del Fútbol africano.

A partir de una publicación de Pablo Aro Geraldes en su blog, Zoo Africano, allá por 2007, decidí ahondar un poco más en su investigación y descubrir el por qué de los apodos de los seleccionados africanos. Serán entregas de cinco selecciones por vez, siempre por orden alfabético.

Angola: Palancas Negras (antílopes negros, en portugués). Se los llama así, ya que la “palanca” es una especie de antílope rara y de gran tamaño que habita en la ex colonia portuguesa. Dicho animal, también es conocido como el Antílope Sable Gigante. El antílope macho pesa un promedio de 238 kg con una altura de 116-142 cm. Las hembras pesan 220 kg y son ligeramente de menos estatura que los machos. En la mitología africana, al igual que otros antílopes, simbolizan la vivacidad, la velocidad, la belleza y la agudeza visual.

Argelia: Les Fennencs (los zorros del desierto, en francés). El territorio argelino está ocupado en su mayor parte por el desierto del Sahara. Por eso, las especies que allí habitan están adaptadas a la vida del desierto. Y entre ellas se encuentran los zorros del desierto, a los que hace honor la selección nacional. Y el apodo es en francés, ya que Francia colonizó Argelia y en 1834 lo anexionó a su territorio. Recién en 1962 los argelinos pudieron lograr la independencia.

Benín: Les Écureuils (las ardillas, en francés). También una ex colonia francesa, que debe su nombre a la bahía de Benín, donde está situado el país. Y las ardillas son uno de los animales característicos. Los roedores constituyen el mayor orden de los mamíferos, con más de 40 por ciento de las especies de mamíferos.

Burkina Faso: Les Étalons (los potros, en francés). También son conocidos como Los Sementales. Poblado desde muy temprano, con la llegada de los europeos Francia e Inglaterra se disputaron su territorio hasta que se convirtió en un protectorado galo en 1896. Hasta 1984 se llamó Alto Volta cuando pasó a tener la denominación actual. El apodo se puede relacionar con la historia de Naba Warga, soberano del siglo XVII que, montado en su caballo dispuesto a ir a la guerra, cambió repentinamente de opinión y regresó a su palacio. Aparentemente anecdótica, esta historia simboliza para los burkineses la lucha de la monarquía mosi por su supervivencia. Los Mossi, en la actualidad, son el grupo étnico más grande y constituyen el 40% de la población, unos 6,2 millones de personas.

Burundi: Les Hirondelles o Intamba Mu Rugamba (las golondrinas, en francés o kirundi). Colonia de Bélgica, este pequeño país del centro del continente debe su nombre, como así también el apodo del seleccionado, al idioma kirundi. Seiscientas especies comparten el cielo de Burundi, entre las cuales se destacan las golondrinas, además del tejedor y los turacos, entre otros.

Ref: Guinguinbali

Palanca Negra Gigante

Estándar

actualmente sólo se encuentran en la Reserva Integral do Luando y en el Parque Nacional da Cangandala, en la provincia de Malanje.  La palanca negra gigante es un antílope imponente y de una belleza extraña. Actualmente sólo se encuentran en la Reserva Integral do Luando y en el Parque Nacional da Cangandala, en la provincia de Malanje.  Pese al peligro inminente de su extinsión aun lucha por mantenerse vivo, lo que hace de él un animal muy resistente.  Es también por esto, una referencia para todos los angoleños, un símbolo internacional de un país que vivó sumergido en un clima de guerra durante años.

Leer más acá